Imaginemos por un momento un mundo ideal en el que 𝐩𝐫𝐢𝐨𝐫𝐢𝐳𝐚𝐫 𝐢𝐝𝐞𝐚𝐬 fuera una tarea sencilla. 

Ya puedes despertar, ¡se acabó soñar! 

De hecho, hay quien sobrevive priorizando “a lo loco”, seguro que todos conocemos a alguien. Utilizan el método ASM, o lo que es lo mismo: 𝐀 𝐒𝐚𝐥𝐭𝐨 𝐝𝐞 𝐌𝐚𝐭𝐚.

Pero la realidad es que en el mundo en el que vivimos, en el entorno empresarial, es necesario 𝐭𝐨𝐦𝐚𝐫 𝐛𝐮𝐞𝐧𝐚𝐬 𝐝𝐞𝐜𝐢𝐬𝐢𝐨𝐧𝐞𝐬 si no es fácil acabar con los recursos de la empresa y sin los resultados esperados. Los buenos 𝐥í𝐝𝐞𝐫𝐞𝐬 deben ser capaces de descubrir qué iniciativa hay que 𝐩𝐫𝐢𝐨𝐫𝐢𝐳𝐚𝐫 en cada momento. 

Este es el primero de 3 posts donde voy a hablar de la priorización de las ideas. Empiezo hoy con un vídeo dónde te explico 𝐜𝐨𝐦𝐨 𝐍𝐎 𝐝𝐞𝐛𝐞𝐬 𝐩𝐫𝐢𝐨𝐫𝐢𝐳𝐚𝐫 𝐭𝐮𝐬 𝐢𝐝𝐞𝐚𝐬. Supongo que imaginas que el ASM es uno de los métodos no recomendados. Pero hay más. 

¡Dale al play para descubrirlos! Y recuerda, para la solución, tendrás que esperar a próximas publicaciones.